• Francisca Fernández

Separación madre-bebé al nacer por COVID y cómo evitarlo

Actualizado: sep 11

En los últimos meses nos han llegado innumerables consultas sobre la separación madre-bebé tras el parto y los protocolos que se están aplicando en algunos hospitales cuando se produce un resultado positivo a COVID en una gestante.

La principal inquietud de las futuras madres es que en muchos casos se ha protocolizado la separación y aislamiento del bebé recién nacido desde el momento del parto y hasta el alta, y ello ocurre sin tener en cuenta la evidencia científica ni las consecuencias que esa decisión puede tener tanto para la criatura como para la madre. Porque, como dice el obstetra francés Michel Odent:


las necesidades fisiológicas de un recién nacido pueden resumirse en una sola: su madre

En el artículo Coronavirus y parto, las mujeres mantienen su derecho a decidir ya explicamos por qué las mujeres embarazadas mantienen su derecho a decidir sobre el acompañamiento de su recién nacido y la forma de dar a luz. Esto es así porque si bien los profesionales tienen el derecho y el deber de protegerse frente a contagios, en ningún caso pueden perjudicar la salud y la integridad moral de las personas a las que atienden. Por decirlo de manera sencilla: si quieres evitar riesgos profesionales, no te hagas bombera, ni policía, ni médica ni matrona.




¿Es legal separar a un bebé de su madre positiva en COVID?

Creo que nadie se está planteando esta cuestión con la seriedad que requiere, y lo cierto es que muchos hospitales aplica el protocolo que consideran oportuno sin tener en cuenta la evidencia científica y los derechos de los pacientes y usuarios. Mi consejo para las embarazadas es que averigüen con tiempo suficiente cuál es el protocolo del hospital en el que planean dar a luz y en caso de ser inadecuado lo pongan de manifiesto a la Administración Sanitaria y al Defensor del Pueblo. Al mismo tiempo, siendo una cuestión urgente, deben buscar hospitales públicos o privados respetuosos con las necesidades especiales de madre y recién nacido.

Por tanto, si estás en la última etapa de tu embarazo y te preocupa esta posibilidad, aquí exponemos algunas opciones:

Primer paso


Escribe y presenta por Registro una petición a la Consejería de Sanidad de tu Comunidad Autónoma, así como a la Dirección/Gerencia del Hospital, indicando que no se ha demostrado ningún beneficio de la separación de la díada madre-bebé y sí muchos inconvenientes (puedes aportar alguno de los estudios que encontrarás al pie de esta página) y por ello solicitas que te garanticen que no os van a separar a menos que exista una razón médica de peso no relacionada con el COVID. En este post sobre cómo presentar el plan de parto tienes una explicación detallada de cómo se presenta un documento por vía administrativa o Registro. Indica también que requieres una respuesta urgente porque estás de XX semanas y el parto puede desencadenarse de forma inminente.

Segundo paso


En caso de que no te respondan en una semana o la respuesta no sea satisfactoria, se podría iniciar un procedimiento de Protección de los Derechos Fundamentales, pero requiere de los servicios profesionales de abogada y procuradora, con un coste económico y unos plazos que no garantizan llegar a tiempo antes de dar a luz. Por ello, nuestra recomendación es que hagas pública la situación acudiendo a la prensa y solicites la ayuda de organizaciones implicadas en la mejora de la atención obstétrica como El Parto es Nuestro, Dona Llum, Parir en Libertad, o la Plataforma pro Derechos del Nacimiento. También puedes recabar la ayuda de asociaciones de lactancia materna y sindicatos. La idea es que desde todos esos colectivos y organizaciones presionen y remitan escritos a las Consejerías de Sanidad apoyando el derecho de las madres a no ser separadas de sus hijos recién nacidos.


También podrías escribir al Defensor del Pueblo y a organizaciones más genéricas de defensa de consumidores y usuarios como por ejemplo la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

Y finalmente, de cara a protegerte a ti y a tu bebé, y siempre que para ti sea una opción, puedes cambiar a un centro público o privado que tenga un protocolo diferente. Siempre que estés de parto debes ser atendida en cualquier hospital público al que acudas por Urgencias. Si te planteas dar a luz en casa, debes proveerte con tiempo suficiente de una profesional especializada (matrona).

Esperamos que todo vaya muy bien en tu próximo parto.


Enlaces de interés


Recomendaciones oficiales con indicación de no separar tras el parto a madres con COVID y recién nacidos:


Ejemplos de hospitales de referencia que NO separan a madres con COVID y sus bebés:


Artículos acerca del potencial lesivo de una separación madre – bebé con base científica:

Estudios científicos acerca del COVID en recién nacidos



1,316 vistas

FRANCISCA FERNÁNDEZ GUILLÉN

Abogada especializada en negligencias médicas, responsabilidad civil y seguros

© 2020

LOGO INSTITUTO MAGNOLIA.jpg

Despacho profesional:  

C/ Ventura Rodríguez, 4 Bajo - oficina

28200 San Lorenzo del Escorial  


Tel. 911 574 279

Móvil 644 439 547

Fax: 912781263

E-mail: francisca@franciscafernandezguillen.com

Horario de atención telefónica:

 

10:00 - 14:00 hrs 

17:00 - 20:00 hrs 

  • YouTube
  • Facebook icono social
  • Twitter
  • Icono social LinkedIn